viernes, 1 de octubre de 2010

Hemos filosofado mal



"Todo había cambiado de repente: el tono, el clima moral. No sabías qué pensar, a quién escuchar. Era como si durante toda tu vida te hubieran llevado de la mano como a un niño pequeño y, de pronto, te encontraras solo y tuvieras que aprender a andar. Ya no quedaba nadie, ni la familia ni las personas cuya opinión merecía tu respeto. En aquel tiempo sentías la necesidad de comprometerte con algo absoluto —la vida, la verdad o la belleza— que gobernara tu vida y reemplazara unas leyes del hombre que habían sido descartadas. Sentías la necesidad de entregarte a una meta última con todas tus fuerzas, sin reservas, como no habías hecho nunca en los apacibles viejos tiempos, en la antigua vida que ahora estaba abolida y había desaparecido para siempre".
Boris Pasternak
Doctor Zivago

.

2 comentarios:

jordim dijo...

pasternak rules.

pro si interesa, certamen de microrelatos aquí:

http://www.azetarevista.com/

Coctelmarx dijo...

Ah gracias por el dato